Vivir y Trabajar en Dublin

Cómo conseguí trabajo en una multinacional en Dublin

May 31, 2018 2:06:03 PM / by Sofia J. Valls

Después de varias semanas dando consejos sobre dónde y cómo encontrar trabajo en Dublin, me he dado cuenta de que todos estos consejos se basan en mi experiencia personal. También he visto que me escribís mucho preguntando sobre cómo conseguí trabajo, qué hice en una situación determinada etc...

Aunque no soy ninguna experta en Recursos Humanos (ni siquiera trabajo en este departamento) ni se si todo el mundo estaría en la posición de seguir los pasos que yo seguí para conseguir trabajo y establecerme en Dublin, creo que no hay nada más poderoso que una historia personal.

Así que ahí va la mía; espero que os guste o al menos os inspire un poquito :)

Nota: Para este post he querido poner fotos propias que hice en aquella época así que perdonad que la calidad no sea tan buena como de costumbre!

Yo siempre quise ser escritora

Llegué a Dublin el 15 de Junio de 2013 (en breves hará 5 años). Nunca me olvidaré de la fecha porque fue exactamente una semana después de terminar la Universidad. Como veis me faltó tiempo para coger un avión y despedirme de Madrid, algo que llevaba mucho tiempo queriendo hacer.

Me gradué en Periodismo Bilingüe y siempre quise escribir. Sin embargo ahora que echo la vista atrás se que quizás fue algo poco realista pensar que podía vivir exclusivamente de escribir. Aunque nunca me he dedicado al periodismo en exclusiva siempre he llenado ese vacío de maneras como esta: escribiendo en blogs y en publicaciones online.

Desgraciadamente en España y Latinoamérica no es fácil encontrar trabajo ahora mismo y lo es menos en el área de la Comunicación y el Periodismo. Los que somos de letras nos encontramos en un problema puesto que si en nuestro país no podemos ejercer, ¿Se podría hacer en un país extranjero? la respuesta, bajo mi experiencia es que, a no ser que domines el idioma al nivel que dominas el Español, no lo creo. Siempre podrás hacer tus pinitos como yo pero si quieres un sueldo decente que te de para vivir, la cosa está complicada.

Así que cuando me preparaba para venir a Dublin, pensaba en quizás encontrar trabajo en una agencia de comunicación o Relaciones Públicas, pero descarté escribir para un periódico o revista de manera permanente. 


La preparación antes de mudarse a Dublin

Antes de contaros como fue mi llegada, creo importante recalcar la preparación a la que me sometí antes de venir a Dublin. Por aquel entonces pasé un año centrándome exclusivamente en terminar la carrera y ahorrar todo lo posible para poder venir. Dada la situación que en el 2013 vivía toda España mi familia no pudo ayudarme a cumplir este sueño y si quería irme lo tenía que hacer por mi cuenta. Así que trabajaba por las mañanas, iba a clase por la tarde y estudiaba por la noche.

Tuve miedo de que mis notas se vieran afectadas, pero es increíble como funcionamos: el año que menos tiempo tuve para estudiar fue el que mejores notas saqué. Quizás porque fue un año de crecer y convertirse en adulto. De verse que a partir de ese momento iba a empezar mi propia vida de manera independiente, quizás fue lo que me dio fuerzas para organizarme y seguir adelante.

Tras ahorrar 1400 euros (lo que en aquella época me parecía más que suficiente) mi padre me se gastó todos los puntos que había reunido en Iberia y me regaló el billete de avión, solo de ida, y ese 15 de Junio con mis 3 maletas a cuestas empecé una nueva vida. Tenía 23 años y de verdad no tenía miedo a nada. No se si a día de hoy tendría el valor de irme a otro país sin trabajo y con 1400 euros a buscarme la vida. Creo que esto es algo que solo se puede hacer, efectivamente, cuando no tienes nada que perder.

Primeros días en el Campo

En mi caso, tuve la suerte de contar con una gran amiga que me acogió en su casa mientras encontraba trabajo. Si no hubiera sido por ella probablemente no hubiera tenido dinero suficiente para mantenerme en Dublin sin trabajo. De esta manera pude buscar durante un mes y medio hasta que por fin salió algo que me permitió alquilar una habitación. Pero no adelantemos acontecimientos.

1002404_10152917186925084_89276277_n


Debéis saber que mi amiga vivía en el campo. Cuando digo en el campo realmente era el medio de la nada y a 1.5h del centro de Dublin en transporte público. El problema es que su casa estaba tan apartada que si quería llegar al autobús o tranvía más cercano había que ir en coche o andar 1h y de ahí otra hora hasta llegar al centro. 

Aunque disfruté mucho de mi mes y medio en el campo, era poco conveniente para buscar trabajo. Sin embargo no permití que esto me ralentizara y me organicé de tal manera que por las mañanas me acercaban al tranvía y me iba al centro todo el día a entregar currículums por los bares, tiendas, cafés y hoteles del centro. Luego comía normalmente en el mismo sitio (que es este) porque entonces tenían precios muy baratos por un sandwich y una bebida. Luego volvía por las tardes, me recogían en la última parada del tranvía y me ponía a buscar trabajo online a través de LinkedIn y similares hasta la hora de cenar. 

Buscar trabajo en Dublin no es fácil

No os voy a engañar que estas primeras semanas, y sobretodo con este horario, no fueron fáciles. En el 90% de los sitios donde entregaba un CV me decían que no necesitaban a nadie. Otros me decían que mandara un email a Servicio al Cliente (el que por supuesto nunca era respondido) y aproximádamente el 1% me decían que buscaban a alguien pero nunca a tiempo completo o en horarios que debido a dónde vivía me resultaba imposible aceptar. En una ocasión un hotel me ofreció trabajar en la recepción de 6 a 10 de la mañana los fines de semana y en alguna tienda buscaban gente sólo para la época de rebajas (unos 10 días).

Era desesperante no ver la luz al final del túnel. No podía aceptar cualquier cosa porque si no era capaz de buscar algo más estable nunca podría alquilarme mi propia habitación y salir adelante.

Trabajo #1: La Agencia de Medios

Al final me contactó una agencia de medios, puesto que contacté con el dueño por LinkedIn, para ofrecerme un internship de 3 semanas en el que me pagaban 50 euros a la semana "para el transporte". De broma, ¿no?. Pues al final acepté porque era mejor que patearme la ciudad. Sin embargo, nunca dejé de seguir mirando online a ver qué salía.

Este internship fue bastante poco últil puesto que solo tenía que actualizar la base de datos de los medios. Mis compañeros no eran nada simpáticos y cada uno comía por su cuenta. Nadie hablaba en la oficina y al final el único que me hacía un poco de caso era el jefe. Sin embargo, esto no me ayudó a que luego me contrataran en otro sitio y a día de hoy no lo tengo ni entre mi experiencia en el CV.

De hecho el final de internship coincidía con la boda de una amiga mía en Madrid y además quería ir a un festival que organizaban en Dublín así que me las ingenié para "despedirme" antes de tiempo. De nuevo un gesto bastante poco reflexivo puesto que tampoco tenía muchas opciones abiertas enfrente de mi. Eventualmente me llamaron para vender electricidad puerta a puerta, quizás el trabajo más horrible que uno se pueda imaginar, pero mi amiga me convenció para no cogerlo y confiar en que algo bueno estaba al caer.

Trabajo #2: El stand de cigarrillos electrónicos

Efectivamente conseguí un trabajo para vender cigarrillos electrónicos en un stand dentro de un supemercado en Ballyfermot, una de las peores zonas de Dublin. Tras hacer la prueba me contrataron para trabajar 4 días a la semana, lo que me daba para ganar 1200 euros al mes. Por supuesto no tenía ni contrato y el jefe me pagaba en efectivo. Así que más contenta que unas pascuas porque los cálculos me salían positivos y por fin podía mudarme a la ciudad y alquilar una habitación, acepté.

Me mudé a una habitación doble en Rialto (otra de las zonas chungas) dentro de una casa compartida con otras 3 personas. Por aquel entonces la habitación costaba 380 euros al mes, algo que a día de hoy es imposible puesto que los alquileres han subido un 40% en 5 años, desgraciadamente.

Vivía con una chica Irlandesa un poco hippie que le gustaba fumar marihuana, un Alemán demasiado obsesionado con la limpieza y quien no ponía la calefacción por tacaño aunque estuviera nevando, y con otra chica a la que no vi jamás en 4 meses. Aunque un grupo extraño recuerdo esa casa con cariño puesto que fue la primera casa donde he vivido que he pagado yo de mi bolsillo.

63029_10153046106965084_1646705503_n


En cuanto al trabajo, fue toda una experiencia. Trabajaba Jueves, Viernes, Sábado y Domingo y el resto de días los tenía libres. Pero claro, nadie quería quedar a tomarse una cerveza un Lunes. Además por aquel entonces todavía no tenía demasiados amigos en Dublín. Durante estas semanas una amiga me comentó que iba a hacer de Au Pair en Dublin así que básicamente era la única persona a la que veía fuera del trabajo y de mi casa, pero ¡que tiempos aquellos! y qué bien lo pasábamos con nada aunque no tuviéramos un duro.

La zona en la que trabajaba, repito, era un nivel más de peligrosa. Suerte que al menos me iba de allí antes de que anocheciera. El supermercado donde estaba mi stand era el supermercado donde más alcohol y tabaco se vendía de toda Irlanda. Así que os podéis imaginar el tipo de gente que aparecía por allí. Sin embargo al cabo de los días me acostumbré a que mis clientes habituales fueran cocainómanos, heroinómanos, ex convictos o un poco mezcla de los tres.

Al final todos eran super amables conmigo y me trataban como si fuera una más. En ningún momento me sentí en peligro ni me pasó nada que recuerde con miedo. Además ese supermercado contaba con su propio guardia de seguridad polaco de 2 metros de altura y muchos músculos que además siempre me echaba un ojo para asegurarse que todo iba bien. Definitivamente las apariencias engañan.

Trabajo #3: Cómo encontré trabajo en Google

La vida muchas veces nos sorprende en la manera en la que se desarrollan los acontecimientos. Paralelamente a mudarme de casa y empezar mi primer trabajo, contacté con una chica en LinkedIn que trabajaba para una empresa de contratación o Headhunter. En ese momento yo pensaba que simplemente la contrataban las empresas para buscarles candidatos pero mucho más tarde me di cuenta de que realmente tenía un contrato de subcontrata con estas empresas. 

Esta chica primero me dijo que tenía una posición temporal para 3 meses en Youtube. Completé un formulario larguísimo que era como una entrevista pero al final no me cogieron. Sin embargo seguí insistiendo y eventualmente me comentó que tenía otro contrato de 11 meses en Google y que buscaban a alguien para hacer ventas/desarrollo de negocio.

Yo en la vida hubiera aplicado a un puesto de ventas, puesto que intentar convencer a alguien de algo que no quiere es algo que no va conmigo. En eso pensaba yo que consistían las ventas. Sin embargo si Google estaba detrás desde luego no quise perder la oportunidad. Fui a ver a la Headhunter y juntas preparamos mi aplicación y posteriormente las entrevistas. Su ayuda fue inmensa y mis ganas de conseguir algo así todavía más.

El día que fui a hacer la prueba para el trabajo vendiendo cigarrillos electrónicos tuve mi primera entrevista por teléfono con Google. Le tuve que decir a la chica que me hacía la prueba que tenía una llamada personal urgente y me tenía que ausentar, que lo sentía mucho. Estaba en un centro comercial bastante lleno de gente e intentaba por todos los medios encontrar un sitio en silencio sin éxito. Así que al final la llamada la hice yendo de un sitio a otro dependiendo del nivel de ruido que se amontonara a mi alrededor.

Sin embargo, pasé a la siguiente ronda que fue en las oficinas.

No puedo describiros mi cara de incredulidad y mi sensación de que todo esto me venía grande cuando entré por la puerta y me enseñaron las oficinas. Después de estar en un stand en un supermercado con clientes alcohólicos el cambio era brutal. Aquello parecía sacado de una película.

1016081_10152948485705084_790752621_n


No se cómo la Manager que me entrevistó que luego fue mi jefa supo ver algo en mi. Tenía cero experiencia en ventas, ni siquiera había estudiado Business. Yo era periodista! Sin embargo me dio un voto de confianza. Creo que vio que tenía tantas ganas de trabajar y de aprender que se arriesgó y me contrató.

Si no llega a ser por ella hoy yo no estaría aquí. Si no llega a ser porque vio algo que le interesó más allá de la experiencia que podía tener o dejar de tener, hoy no estaría escribiendo este post, 5 años después con una gran experiencia experiencia profesional a mis espaldas.


Preparar la mente para cumplir objetivos

Soy de las que cree que si educas a tu mente a estar centrada en un objetivo que quieres conseguir, lo conseguirás. Y no es debido a una conspiración universal sobre los planetas alineándose para ti; las cosas pasan porque nosotros las hacemos posibles. Si te esfuerzas lo suficiente para buscar trabajo y pasas por el arduo proceso, al final saldrá algo. Simplemente porque tu mente está preparada y sabe identificar y ver las oportunidades mejor que si no estuvieras centrado/a en eso.

Así que adelante! todo lo que necesitáis, a veces, es encontrar a ese Manager que os de una oportunidad. 

Si quieres saber más sobre lo que significa vivir y trabajar en Dublin, subscríbete a nuestro blog y no te pierdas nada.

Sofia J. Valls

Written by Sofia J. Valls

¡Suscríbete y no te pierdas ningún post!

Lists by Topic

Posts por tema

Post más recientes